Escrito por

Qué es la avitaminosis y cuáles son las deficiencias de vitaminas más comunes

Las vitaminas destacan por ser nutrientes fundamentales para el adecuado y correcto funcionamiento de nuestro organismo, convirtiéndose de hecho en unos nutrientes indispensables para la salud. Son, por tanto, esenciales para mantener una salud normal.

Avitaminosis

Consisten en una serie de compuestos orgánicos que encontramos en los alimentos, de ahí que sea importantísimo seguir una dieta lo más variada y equilibrada posible, para asegurarnos de esta forma un adecuado aporte de vitaminas. Dado que no se sintetizan en el cuerpo y deben ser suministradas con la dieta.

No obstante, en ocasiones se puede producir una falta de vitaminas que repercute de forma directa y negativa en nuestra salud. Es lo que médicamente se conoce con el nombre de avitaminosis, la cual como conoceremos a lo largo del presente artículo consiste en una condición médica en la que existe la deficiencia de una o más vitaminas esenciales para el buen funcionamiento de nuestro cuerpo.

Se trata de una condición patológica específica, cuyas consecuencias y síntomas dependerán directamente de cuál es la vitamina que falta.

¿Qué es la avitaminosis y por qué se produce?

Se conoce bajo el nombre de avitaminosishipovitaminosis, déficit vitamínico o simplemente como deficiencia de vitaminas a la condición médica en la que existe una deficiencia, falta o falla respecto a la cantidad de vitaminas que nuestro organismo necesita o requiere con absoluta normalidad.

Nos encontramos, por tanto, ante una condición o problema médico que supone absolutamente lo contrario a la hipervitaminosis (que consiste en la acumulación excesiva de una o varias vitaminas).

Por tanto, podríamos definir la avitaminosis como la falta de vitaminas en el organismo, lo que puede ocasionar determinados problemas en el organismo, especialmente si esta deficiencia se mantiene en el tiempo.

Pero antes de descubrir cuáles son las consecuencias y riesgos de la avitaminosis, debemos tener en cuenta que las vitaminas son esenciales para la salud normal.

Por ejemplo, la vitamina A o retinol están involucrados en distintos procesos como el desarrollo de linfocitos B y T; la vitamina D participa en el adecuado balance del fosfato; la vitamina E actúa como un antioxidante; la vitamina K es importantísima para la síntesis de varios factores de coagulación de la sangre; las vitaminas del complejo B forman parte de las coenzimas y están involucradas en distintas vías metabólicas; la vitamina C está involucrada en la síntesis de colágeno y facilita la reabsorción de hierro en el intestino.

De ahí que una falta en alguna de estas vitaminas (o varias) tenga una repercusión directa en nuestro organismo.

Anorexia y falta de vitaminas

¿Cuáles son las causas de la avitaminosis?

Son varias las causas que pueden influir en la falta o déficit de una o varias vitaminas. Una de las causas más habituales es debido al seguimiento de una dieta deficiente, especialmente por el mantenimiento de una dieta inadecuada o desequilibrada. También puede ser debido a una carencia de recursos, o bien ante la existencia de un trastorno alimentario (como podría ser el caso de la anorexia nerviosa).

Pero no son las únicas causas. También puede deberse a una absorción intestinal deficiente, a un aumento de requerimientos vitamínicos (como ocurre en el embarazo y la lactancia).

También ante determinadas enfermedades (como el hipertiroidismo o ante la presencia de fiebre) en las que aumentan los requerimientos vitamínicos y su consumo normal no es suficiente para satisfacer los distintos requerimientos del cuerpo.

Incluso algo tan simple como un consumo exclusivo de alimentos conservados o cocinados a altas temperaturas puede influir en el déficit de vitaminas. Esto es debido a que la cocina, sobre todo a elevadas temperaturas, tiende a desactivar algunos nutrientes.

Por otro lado, ¿sabías que la ingesta excesiva de alcohol interfiere directamente con la absorción de varias vitaminas?.

Deficiencia de vitaminas más comunes

  • Deficiencia de vitamina A. Es conocida médicamente como retinolismolosis. Puede ocasionar sequedad en los ojos (concretamente en la membrana conjuntiva), ceguera nocturna, así como sequedad en la piel y en las mucosas.
  • Deficiencia de vitaminas del complejo B. Depende directamente del tipo de vitamina del grupo B en la que existe déficit o falta. Por ejemplo, la vitamina B1 puede causar beriberi (), la vitamina B2 fotofobia y lagrimeo, la vitamina B3 dermatosis o inflamación de la piel, la vitamina B6 debilidad, mareos y depresión; y la vitamina B12 distintos problemas gastrointestinales.
  • Deficiencia de vitamina C. Puede ocasionar escorbuto, una enfermedad que causa gingivitis, anemia, hemorragias en la piel y debilidad general. También es común la aparición de piel áspera y reseca, tendencia a la formación de hematomas, dolor e inflamación de las articulaciones y disminución del sistema inmunológico para combatir infecciones.
  • Deficiencia de vitamina D. Puede causar raquitismo, aumentando el riesgo de sufrir osteoporosis (eso es, descalcificación y deformación ósea), además de caries dental.
  • Deficiencia de vitamina E. Puede causar degeneración muscular, desórdenes en la reproducción y anemia hemolítica, que consiste en la destrucción de los glóbulos rojos presentes en la sangre.
  • Deficiencia de vitamina K. Puede ocasionar la aparición de hemorragias en el aparato digestivo, nasales o en el aparato genito-urinario.

Referencias bibliográficas consultadas:

  • Diab L, Krebs NF. Vitamin Excess and Deficiency. Pediatr Rev. 2018 Apr;39(4):161-179. doi: 10.1542/pir.2016-0068.
  • Hoyumpa AM. Mechanisms of vitamin deficiencies in alcoholism. Alcohol Clin Exp Res. 1986 Dec;10(6):573-81.
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos

¿Qué es lo que piensas?